MVMEDIOS: Club de Lectores - Casa ETC. - Nuestro Mar


TENDENCIAS

Mayo/2017

CASA etc >> El Mercurio de Valparaíso

Repostería decorativa:

ARTE, DISEÑO Y SABOR

Durante los últimos años la gastronomía ha dado un giro. Hoy es protagonista en programas de televisión, tiendas especializadas y cursos para grandes y chicos; tendencia instalada que ha dado paso a diversas especialidades. Una que ha tomado fuerza: la decoración de tortas.

CASA etc >> El Mercurio de Valparaíso

Las tortas son, desde hace años, un elemento fundamental en eventos y conmemoraciones. Pero a diferencia de lo que veíamos hace un tiempo atrás, hoy –tal como ha pasado con el resto de la temática gastronómica– se han convertido en el “alma” de muchas celebraciones, con colores, texturas y diseños únicos, se han transformado en la ‘vedette’ de la fiesta. Ya no es suficiente solo un buen sabor, hoy se busca un producto exclusivo que muestre calidad, creatividad, trabajo, amor y dedicación.


Luego de titularse de periodista, Camila Vera tomó un año sabático para dedicarse “realmente a lo que quería y necesitaba”. En ese periodo descubrió su amor por la pastelería y dedicó cada día a probar una receta nueva. Como ella misma señala, así aprendió que este arte no solo entra por la boca, sino que también por la vista y el tacto. “Probar dejó de ser necesario una vez que logré admirar las texturas y los aromas de las cosas que iba descubriendo. De un pasatiempo, nació un amor por la pastelería y la cocina que jamás había imaginado”, asegura esta joven emprendedora.
Tras ver un video de una demostración de Jordi Roca, “uno de los mejores chefs pasteleros del mundo, y quizás uno de los más vanguardistas e innovadores”, decidió especializarse en el tema. “Su postre respiraba, se movía”, sostiene la profesional todavía emocionada con el recuerdo.

CASA etc >> El Mercurio de Valparaíso

 
Mientras trabajaba en una revista asociada al área gastronómica, Camila comenzó a idear un importante proyecto personal y profesional, todo un desafío: ser la primera periodista gastronómica especializada en pastelería del país. Así llegó a postular al International Culinary Center, la mejor escuela de pastelería de Estados Unidos y una de las mejores del mundo. Reconoce que fue una apuesta osada. “Me ha tocado ver cómo algunos de mis colegas ni siquiera validan mi trabajo. Es más, muchas veces siento que para los periodistas gastronómicos ahora soy la que cocina, y para los pasteleros siempre voy a ser la periodista que quiere ser pastelera”. Pese a todo ella no desiste. Actualmente está enfocada a hacer ambas cosas, asegura que durante el tiempo en que no está escribiendo, está dedicada completamente a la pastelería.
Por supuesto no ha sido fácil, pero el trabajo ha valido la pena. “En menos de tres años he logrado hacer el periodismo que me gusta, codearme con chefs que en algún momento idolatraba, hacer pastelería de un nivel que jamás creí. En el último tiempo he logrado hacer arte a través de la pastelería, ha sido una sorpresa incluso para mí misma”.
Definitivamente una torta puede ser una expresión de arte. “Es impresionante cómo el azúcar y los colores pueden lograr llegar a la vida: flores que parecen reales, que la gente toca para comprobar que no son ciertas, serpientes, mapas, troncos y tantas cosas; las posibilidades son infinitas”, agrega Camila.
“Es gratificante conversar con alguien e ir desarrollando una idea a través de una paleta de colores, ideas y texturas. Siempre parto conversando con mis clientes, después por lo general dibujo la idea, me voy informando y así llego al resultado final. Me sumerjo en estos proyectos de una manera loca, se me olvida comer, no duermo, simplemente no paro; sea una torta para 700 personas con más de 400 flores, hasta una pequeña con una decoración simple. La preocupación, los detalles, la imagen y el sabor son claves, y no hay mayor premio que sorprender a mis comensales”.
Las habilidades manuales de Camila facilitaron su proceso y la han llevado a realizar ‘arte’ a través de la pastelería. En Chile había realizado escultura en gres. “Cualquiera puede hacer una torta de chocolate con una cubierta simple, pero hay que trabajar el arte, diseño, desarrollo y la creatividad para armar un concepto, un prototipo y hacerlo realidad”.
Para Camila cada cosa es importante. “Cada vez que hago una torta soy súper detallista, hay una estructura que es sumamente importante, el centro. El bizcocho, el relleno y la cobertura de una torta son el corazón de cómo quedará mi obra final, por ende, son detalles a los que pongo suma atención. Me encanta que un trabajo sea prolijo, limpio, cuidadoso y simplemente perfecto, jamás me rindo hasta lograrlo. Siempre he creído que todo entra por la vista y que todo lo que uno hace lo refleja, yo soy así, me gusta la perfección, los detalles, las cosas elegantes y finas, por lo mismo, siempre aplico la misma filosofía en mi trabajo”.
El desafío que mueve a esta profesional está en marcha. Ella cuenta con los mejores elementos –traídos desde el extranjero– para realizar sus ‘obras’ y por ello no descansa. Día a día estudia, investiga, prueba y se va perfeccionando. Eventos, celebraciones, matrimonios y todo tipo de festividades corresponden a la ‘exhibición de su trabajo’, un trabajo bello y sabroso.
Instagram @camipot.


CASA etc >> El Mercurio de Valparaíso CASA etc >> El Mercurio de Valparaíso CASA etc >> El Mercurio de Valparaíso